Antología de poemas de escritores puertorriqueños de la generación del 80

Edgardo Nieves Mieles

  • Nació el 17 de octubre de 1957.
  • 1993 poemario titulado ‘‘El amor es una enfermedad del hígado’’.
  • Antología poética ‘‘Las muchas aguas no podrán apagar el amor’’
  • ‘‘El límite volcado: Antología de la Generación de Poetas de los Ochenta’’ (2000)
  • Contiene premios de: Certamen del Instituto de Cultura Puertorriqueña (1987), en el Certamen del Ateneo Puertorriqueño (1991) y en el Gran Certamen de Poesía de la Comisión para la Celebración del Quinto Centenario del Descubrimiento de América y Puerto Rico (1993).
  • Poesía en movimiento es como define la lucha libre.
  • Se le otorgo la beca de Toñito Cabañilas, termino sus estudios doctorales en Universidad de Botissawa

 


 

Humano, demasiado humano

 

Al filo del bosque de leche

esta dormida la mujer

con nombre de fruta madura

y tiembla de nieva inasible

(Es tan hermosa que me da miedo)

Aunque no estamos

unidos por la cintura

como la espuma y la cerveza,

entre nosotros existe

una entrañable comunión

Solo tenemos dos cosas en común:

la horrible migraña moral

y una deliciosa debilidad

por las cerezas rellenas con brandy

y cubiertas de chocolate

que nos da el árbol

de la ciencia del bien y el mal

Al filo del bosque de leche

esta dormida la mujer

con nombre de fruta madura

y tiembla de nieva inasible

Después de su tibio y salado

tigre de hierba,

todo me resulta indiferente.

Ella es mi única deidad.

 


 

Comentario crítico:

En este poema podemos notar cómo se expresa el autor de que como es la debilidad que en ciertos momentos pueden sentir un hombre hacia una mujer. Y como es que en ocasiones este se siente como diríamos entre la espada y la pared, ya que como menciona en el poema ‘‘la horrible migraña moral y una deliciosa debilidad’’, podemos notar cómo es que a veces por la moral no hacemos cosas que en realidad queremos hacer. Un ejemplo del cual podemos enfatizar en este momento es Adam y Eva, cuando ellos tenían la manzana prohibida y no debían comérsela pero la debilidad de esto pudo más que la moral.

Anuncios

Una respuesta

  1. Juan Carlos Pagan

    El tono erotico del primer verso me capturo inmediatamente. Describes magistralmente la fusion intensa de una pareja que va mas alla del contacto flsico. Me fascino este poema. Continua cosechando exitos y dejando una huella en todos tus lectores.
    Juan Carlos de Barranquitas

    septiembre 22, 2014 en 2:06 am

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s